Sígueme desde tu Email

sábado, 6 de septiembre de 2014

El Tambor de Shiva

La Creación del Universo

Según los 18 Puranas, o Libros Sagrados del Hinduismo, al principio no había nada. Solo oscuridad... Entonces Brahmán, Poder Cósmico y Alma Suprema del Universo, creó un Océano infinito...pero luego, y sobre el agua, vio acostado a Vishnú con sus ocho brazos. De su ombligo vió salir una flor de loto, y de ésta un ser de piel dorada con cuatro brazos y cinco cabezas. Vishnú le preguntó quién era, y este ser le contestó que era Brahma, el creador del Universo...durante un tiempo ambos admiraron sus respectivas creaciones, originándose así el mundo... 

Brahma creó durante todo el día cósmico, período de tiempo llamado kalpa en sánscritoy que equivale a 4.320 millones de años humanos. Al final de cada día de Brahma viene la noche, que también dura un kalpa. Es entonces cuando la creación es destruida. Esta labor la desempeña Shiva mientras Brahma descansa. 

Todo se destruye excepto las tres divinidades Brahma (creación), Vishnú ( conservación) y Shiva ( destrucción). Pero existe un sitio en esta tierra que siempre se salva: la ciudad sagrada de Benarés Varanasi en sánscrito, y Kashi de nombre original - , creada por Shiva antes de que existiera el Universo. De las Cuatro Edades del hombre o Yugas, hoy vivimos en la Última Edad: Kaliyuga. Según los Puranas es la de máxima destrucción de la Naturaleza y de los seres vivos, de corrupción y degradación humana sin límites, y durará hasta la extinción total del mundo, que será en el año 428898, según el calendario cristiano. 

Entonces Shiva procederá, y no quedará nada sobre la tierra, a excepción de Benarés, su ciudad amada, que él nunca abandona y donde no pasa el tiempo.
Al día siguiente, se iniciará la frenética Danza Cósmica. Shiva tocará su tambor, el Universo se regenerará, y emitirá su sonido de creación: el Sonido de Om...

Estatua sedente de Shiva (37 mt altura) en Murudeshwar. Fuente:Megaconstrucciones.net
Shiva Nataraja

Shiva es la tercera deidad de la trinidad hinduísta (Brahma, Vishnu, Shiva). Es el dios de la Destrucción, no en el sentido maligno, pues da lugar a la Nueva Creación. Su trabajo es trascendental pues todo es creado nuevamente. Es generoso, amigo de todos, incluidos los enemigos y los demonios. Tiene el pelo muy largo, atado en un moño, piel de tigre sobre las caderas y rayas amarillas horizontales en su frente. El cuerpo lo cubre de cenizas grises. Tiene un Tercer Ojo entre las cejas con el que puede ver y aniquilar a cualquier enemigo al instante. Una guirnalda de cabezas cortadas con su tridente, cuelga del cuello. 

De su pelo nace el río Ganges o Ganga Ma (ver capítulo Shambhala del blog). Su cuello es azul por guardar el veneno primordial de la Creación del néctar en el Océano, necesario para la supremacía de los dioses sobre los demonios,  por lo que Shiva los salva a todos. Y siempre tiene serpientes enroscadas en sus brazos y cuello, que no pueden hacerle daño por estar inmunizado. Es el dios de la Fertilidad, por lo que suele representarse como el símbolo fálico Lingam.

Aparece bajo formas muy diferentes o Avatares, y su mitología es muy compleja. A veces se le representa con tres cabezas. Su famosa imagen, como Nataraja, el Rey de los bailarines, le muestra bailando el tandava, o frenética danza cósmica de la Creación y la Destrucción. Sobre un pié pisa a un demonio vencido que representa la ignorancia humana, y tiene los cuatro brazos extendidos acompasando su movimiento. La mano derecha porta el Damaru, un pequeño tambor que emite el sonido cósmico de la Creación - Destrucción. La energía creada en la Danza es tal, que origina un Prabhamandala, o esfera de fuego a su alrededor

Una Danza cósmica que relaciona el baile de Shiva con la Física Atómica moderna y el origen de la formación del Universo. Un baile que desencadena una extraordinaria liberación de energía que crea y destruye, implicando la totalidad del Cosmos, la base de la existencia y de todos los fenómenos naturales.


Entrada principal del CERN
    
En 2004, una estatua de Shiva Nataraja fue ubicada en la entrada principal del CERN, Centro Europeo de Investigación en Física de Partículas, en Ginebra, Suiza. Una placa explica el significado de la metáfora de la Danza Cósmica de Shiva : "...hace cientos de años, los artistas indios crearon imágenes visuales del baile de Shiva...En nuestro tiempo los físicos utilizan la tecnología más avanzada para retratar los patrones de esta danza cósmica, unificando la antigua mitología, el arte religioso y la física moderna..." ( Fritjof Capra, Físico norteamericano especialista en Teoría de Sistemas)

..................................................................................................................................................


 En una tienda de Bhaktapur, Kathmandu, Nepal...

- ¿ ...Y cuanto dices que pide por el mediano...? - pregunté intrigado  -
Los hay de 3 formatos : el pequeño que es como un tazón de sopa, el mediano algo mayor que un casco, y que cubre la cabeza sobradamente, y el grande es de tipo olla. También pueden ser lisos o tallados, con o sin inscripciones, etc.
- Pide 7.000 rupias, unos 90 €, pero yo creo que si insistimos lo podemos rebajar a la mitad, sobre todo si le compramos varios... - dijo un compañero de grupo interesado- 
Me gustaba el dichoso Cuenco Tibetano. Es un objeto ritual interesante y precioso como motivo decorativo. Se fabrican en Nepal de manera artesanal y en fraguas especiales, siguiendo una tradición y ritual muy antiguos. Dan la sensación de estar vivos y llenos de espiritualidad. Pero el que me gustaba pesaba muchísimo y ocuparía mucho espacio en la maleta, lo que a esas alturas del viaje era ya un problema definitivo. 

En fin, que incumplí una de mis máximas como turista viajero, que es comprar lo que te guste y te dicte tu instinto, dentro de la sensatez económica, porque si no te arrepientes en cuanto vuelves a casa. Y así fue...
Ahora me arrepiento de no haberlo comprado. Lo hubiéramos conseguido por 50 € o menos incluso...Estoy convencido, porque mi cuñado es muy bueno regateando. Además donde va el asa va el caldero, y un bulto más en el viaje de vuelta ya daba igual...
Además, te garantizo que es mano de santo. Te cura todos los males, hubo gente del grupo con cefaleas, agujetas, etc, que se ofrecieron a una demostración, y los efectos positivos fueron inmediatos...


Rin Gong de Nepal

Se llama Tazón o Cuenco Cantador, Tibetano, Himalayo, o Rin Gong. Es un cuenco compuesto por una aleación de los Siete Metales de la tradición alquímica planetaria : Oro, Plata, Mercurio, Hierro, Cobre, Plomo y Estaño. Emiten un sonido armónico, de sobretono constante y de naturaleza sanadora, al ser frotados o golpeados suavemente, y en su borde, con una baqueta de madera tipo mortero. 

Es un sonido milenario utilizado en la práctica budista, y que nos hace recuperar el equilibrio entre cuerpo, espíritu y mente a través de la vibración y el sonido. Se desconoce su antigüedad, pero son conocidos históricamente en el los países en torno al HimalayaTibet, Nepal, China, Bután.... Entre sus propiedades terapéuticas constatables están : alivio del estrés y la ansiedad, mejora la concentración, relajación, meditación, autocontrol, mejora el equilibrio de hemisferios cerebrales por estimulación de las ondas, alivia dolores de cabeza, el sistema endocrino y mejora la creatividad, según aseguran.

La impresionante vibración del Cuenco emite un sonido captado por el oído, que lo transmite desde el cerebro al conjunto del sistema nervioso. El tendero nepalí golpeó ligeramente el borde del cuenco con el mortero, y comenzó a sonar...
- Atención señor, cierre los ojos y tóquelo suavemente...- señaló el cuenco invitando a tocarlo -
Con una cierta precaución acerqué los dedos al metal, guiado por su mano...
Casi doy un salto del susto. Fue como una descarga eléctrica. Era increíble...¡¡¡ A unos 2 ó 3 centímetros ya se notaba un fuerte campo vibratorio. El contacto suave hace que todo tu cuerpo comience a vibrar también, y el sonido llena tu cabeza...

Nuestro cuerpo disonante entra en resonancia con el cuenco, es decir, por empatía reacciona con una vibración igual. Ello transmite un efecto tranquilizador, proporcionando descanso y energía. Cuanto más grande es el cuenco, la emisión de sonido es de frecuencia más baja, y cuanto más pequeño más agudo. Se hacen en tres tamaños con diferentes espesores de pared, y abarcan las siete notas musicales : do, re, mi, fa, sol, la, si, para los siete Chakras principales del cuerpo humano. Se dice que existe una relación entre cada persona y un cuenco concreto, en virtud de los armónicos y la empatía vibracional.
      

Las vibraciones armónicas alteran la materia, reordenando su estructura molecular y su energía. Es como afinar un instrumento... Y por el principio de resonancia solidaria, un objeto vibrante provoca una vibración acompasada en otro próximo, igualando sus longitudes de onda. Es fácil comprobarlo con dos diapasones. Además, recordemos que la soprano Ainhoa Arteta rompió una copa de vidrio con su canto. Es el mismo principio físico.

El Cuenco Cantor Tibetano reproduce el OM, sonido primordial y constante del Universo, de la Creación y la Armonía. A través de él nacen las Siete notas musicales, y por roce constante con la baqueta el sonido y la vibración se prolongan indefinidamente, a voluntad.

..................................................................................................................................................

La palabra es sonido, el sonido vibración, y la vibración energía

El Mantra de OM es uno de los más sagrados del hinduismo. Es la oración vibrante, el sonido primordial, el principio de todos los mantras, palabras o sonidos divinos. OM es el primer sonido de la Creación, y de él nacen todos los demás. Representa las tres formas divinas de Brahma, Vishnu y Shiva. Es el sonido del Tambor de Shiva con el que se destruye y crea el Universo entero, cada vez que finaliza un día cósmico o Kalpa , y se inicia el siguiente renacer...sin destrucción, no hay creación.


                                                Om : El sonido del Universo


"Como una persona se pone ropa nueva, quitando la vieja, de la misma manera el alma se deshace de cuerpos gastados y adquiere otros nuevos. El que ha nacido morirá, y el que muere nacerá otra vez..." ( Reflexión de Krishna en Bhagavad Gita )

El Hinduismo es un modo de vida y forma parte de ella. Surgió y se desarrolló de manera espontánea, sin fundador ni profetas. Cuenta con multitud de textos sagrados, cultos diferentes, y divinidades que adquieren diferentes formas, denominadas avatares. Su idea central define cuatro etapas en la vida : aprendizaje del comportamiento correcto, prosperidad material para mantener un hogar y la familia, placer físico y disfrute general de la vida en armonía, y renuncia final a lo material para lograr la liberación del ciclo de reencarnaciones. Todas sus ramas están relacionadas con el principio del Karma: nuestros actos determinan el presente y el futuro. La suma o balance total de ellos decide la siguiente reencarnación, cuyo ciclo aspira a su final con la Iluminación, y el Nirvana. 

Cada ser humano posee una parte del Alma Cósmica Omnipotente Brahmán, y la meta final es unir su propia alma con la Cósmica, a través de las etapas de Creación, Conservación y Destrucción.

Nuestro Karma se puede mejorar con ciertas prácticas : penitencias, mortificaciones, ayunos, yoga, baños rituales en lugares concretos del Rio Ganges, o Ganga Ma cuyas aguas perdonan todos los pecados y purifican todo lo que tocan...y la liberación final significa no volver a nacer y pasar a formar parte del Parmatma, Brahmán Alma Suprema del Universo. Como una gota de agua que pasa a formar parte del océano...

..................................................................................................................................................

Manikarnika, el Ghat de Shiva 

" Hace miles de años que es famosa. Cuando Babilonia competía contra Nínive por la supremacía, cuando Tiro diseminaba colonias, cuando Atenas ganaba poder, antes de que Roma fuese conocida o Grecia luchase contra Persia, antes del esplendor de Ciro, antes de que Nabucodonosor destruyese Jerusalén y capturase a los habitantes de Judea, Benarés ya era magnífica, si no gloriosa..." (Matthew Almore Sherring, misionero inglés) 

Pero uno de los méritos de Shiva fue conseguir que los fallecidos e incinerados en Benarés, su ciudad sagrada, se liberen del proceso de la reencarnación. Llegó a haber tanta gente atrapada en en el ciclo reencarnatorio que el dios le pidio a Vishnú la salvación automática de todos los que fueran a morir a Varanasi. Éste accedió a la petición, y en un gesto de cariño tomó la cara de Shiva en sus manos, de tal suerte que el pendiente de su oreja se cayó al suelo. El punto donde cayó fue llamado Manikarnika, que significa joya de la oreja o pendiente. Aquí se construyó el ghat crematorio más solicitado de Benarés, pues es un lugar santificado por ambos dioses.


Incineraciones en el ghat de Manikarnica. Foto : A.V.A. Phototraveller         
                                                              
Durante siglos, las calles de Benarés se han llenado de millares de fieles, que esperaban a que sus vidas se apagasen en la ciudad sagrada: pobres, deshauciados, lisiados, mutilados, enfermos terminales, indigentes, viejos sin esperanza... También ricos, que aspiraban a que sus cenizas fueran esparcidas por el río sagrado, y también fallecidos en otros lugares que eran llevados por sus familiares a incinerar, en procesiones funerarias, a los ghats de Benarés. Desde el principio fue un centro religioso, por ser un tirtha, que quiere decir "vado". Un lugar por donde cruzar del mundo material al espiritual. Hay muchos en La India, pero el de Benarés es el más importante.

Sus laberínticas y hacinadas calles, llenas de tenderetes, comercios y templos, están apestadas de suciedad, basuras y excrementos de todo tipo, también están llenas de vacas, cabras y perros que deambulan a su suerte. Hombres y mujeres conviven así, en en un frenético y axfisiante ritmo urbano, que no se detiene del día a la noche. Para unos infierno, y para otros antesala o puerta del paraíso.


Entrada en Benarés en rickshaw. Foto: Nacho SM
Calles comerciales céntricas de Benarés. Foto: Nacho SM
                                                                      
Entrar anocheciendo en esta ciudad, de casi cinco millones de personas, sin incluir la población transeúnte y cruzarla, primero en rickshaw ( bicicleta que lleva detrás 2 asientos), y finalmente a pie hasta los ghats del río, es sufrir una fuerte impresión : el agobio, el calor sofocante, el ruido, el olor, lo que se pisa, lo que se ve... es más de lo que una persona de otra cultura pueda imaginar, incluso resistir...y difícil olvidar. 

Pero aunque parezca que hay mucha pobreza y miseria, allí nadie pasa hambre. Los que tienen alimentan a los que no tienen, incluidos los animales sueltos. La diosa Annapurna, proveedora de comida, hizo un pacto con Shiva: ella cuidaría de la vida antes de la muerte, asegurándose de que nadie pasara hambre en la ciudad, y él se aseguraría de que todos se liberaran del ciclo de reencarnaciones. Es un pacto que rige la vida de la ciudad desde su fundación. 

No obstante, quien crea que lo ha visto todo en este mundo, es que no ha visto Benarés. Es la otra cara de la vida. Representa La Otredad, por utilizar la expresión del escritor Ryszard Kapuscinski, cuando se refiere a La India.


Baños nocturnos en las escaleras de Ganga Ma. Foto: Nacho SM 

También las calles están llenas de Santones, Yoguis y Shadus, por todos los rincones, mezclados con el tumulto, y a la intemperie. Pero a estos no se les incinera en Benarés, pues son útiles en el mundo terrenal y se considera necesario que vuelvan a nacer para guiar a los demás. En las más de cien Piras Funerarias de los Ghats a lo largo de los 5 Km de ribera de Ganga Ma, los cuerpos humanos arden día y noche en un sinfín aterrador de altas llamas anaranjadas, espeso humo, olor...y un profundo silencio, cuyo significado y demasía, no entenderemos nunca los occidentales. 


      Venta de madera para las incineraciones. Foto :Nacho SM 
 5.30 h. Amanece en el Ganges. Foto: Nacho SM
Preparándose para el baño. Foto: Nacho SM
Pétalos de Purificación. Foto : Nacho SM
Uno de los múltiples accesos al río. Foto: Nacho SM
Area de baño entre las barcas. Foto: Nacho SM
 Recuerdo del baño sagrado en las aguas de Ganga Ma. Foto: Nacho SM
                                                            
El amanecer sobre el río, a eso de las 5.30 h es otro momento de afluencia masiva. Todos bajan a las abluciones sagradas, mezclándose en las turbias, pero sagradas aguas que arrastran los restos de las incineraciones. Todos se bañan en Ganga Ma, devotos, políticos y, dicen que también los propios dioses. Asimismo es la mejor hora para las prácticas yoguis de meditación, por lo que es frecuente ver a los Shadus en los escalones de los ghats recitando el Mantra de OM.

La deidad principal de los Shadus es Shiva, el Santón Supremo y dios de Benarés, desde su fundación en la Edad de Kali, en 3100 a.C.. Renuncian a todo lo material y se maquillan con ceniza que recogen de los crematorios, y sin ropaje alguno o con un mínimo taparrabos. Los más ortodoxos viven como ascetas en las alturas del Himalaya, aunque bajan periódicamente al llano, a las abluciones sagradas. Siguen el ejemplo de Shiva, que vive en la Montaña de Kailash, de 6.700 mt de altitud, cuya escalada está prohibida por ser montaña sagrada.
..................................................................................................................................................

El regalo de Shiva...


El autor en Benares

Pero debido a las fuertes tormentas de los monzones, Ganga Ma bajaba con una crecida de casi cuatro metros sobre su nivel habitual. Esto motivó que se suspendieran las excursiones en barca a lo largo del río para ver el amanecer, la fabulosa vista de la ciudad desde la barca, los baños rituales, las célebres escaleras, las incineraciones y los ghats. El río lo había cubierto todo y las barcas estaban amarradas...Incluso las zonas de baños estaban muy reducidas, y delimitadas con una cuerda debido a la corriente fluvial. No pudimos ver más que una mínima parte de lo esperado...

Bajo el nivel del río quedaban sumergidos más de 30 metros de arquitectura, con desarrollo de escaleras, paseos, terrazas y ghats. En condiciones normales, la gente puede recorrer los cinco kilómetros de ribera de río sin entrar en las calles de la ciudad. Pero el agua llegaba hasta las mismas bocas de las callejuelas tapándolo todo. De todas formas había mucha gente bañándose en el reducido espacio disponible. Está claro que fuimos en el peor momento del año. Son cosas que pasan en los viajes, y de las que hay que sacar siempre lo positivo, que es haber estado allí y captado su esencia...

Cuando un problema no tiene solución, deja de ser problema y se convierte en dato para el siguiente problema. Es decir, si la anunciada salida de la crisis lo permite, y vienen tiempos futuros mejores, ansío volver a Benarés. No sé si vivo y con buena salud, o listo para morir y ser incinerado en Manikarnika... Y lo primero para conseguir una cosa es desearla. Seguiré leyendo todo lo que encuentre sobre la ciudad sagrada, que me ha fascinado desde que oí por primera vez hablar de ella en mi adolescencia...
Shiva me ha hecho, por tanto, el mejor regalo posible. En el fondo, siempre me cayó bien...

En algún momento del futuro podré realizar el sueño de ver esas amplias perspectivas desde las barcas, esas insólitas y tremendas imágenes de las escalinatas plagadas de personas, incineraciones y baños rituales, cuyas fotos abundan por las revistas de viajes, Internet, etc, y que os invito a ver en Google. Mientras tanto solo pienso en recordar con profundo respeto lo que allí vi, y su agobiante atmósfera, para poder contarlo en este blog. Intentaré mejorar mi Karma en lo posible, y luchar día a día por un mundo mejor, para que los que vengan detrás de nosotros, puedan participar del ciclo feliz de la vida antes de que Shiva decida iniciar su terrible baile,  y tocar su tambor...



                                                Sarvesham Svastir Bhavatu 
                         Tina Turner, Regula Curti y Shak Dechen Dagsey (Niños Allá. 2011)

Om ... Om ... Om ...
Sarvesham Svastir Bhavatu
Sarvesham Shantir Bhavatu
Sarvesham Poornam Bhavatu 
Sarvesham Mangalam Bhabatu 

Om ... Shanti, Shanti, Shanti ...

"Canta por la Paz de Todos los Seres Sensibles, por la Tranquilidad y la Armonía"
(Mantra por la Paz)


Aguas sagradas de Ganga Ma
                                 
Nota final: He evitado publicar fotos escabrosas de escenas de las calles en Benarés, que pudieran herir la sensibilidad por su contenido. Tanto de animales, como de personas. Asimismo he procurado no fotografiar a las personas con enfermedades, mendigos, santones y shadús por respeto a su dignidad. Tampoco es fácil sacar fotos debido a las aglomeraciones, empujones, mirar por donde se pisa, la facilidad de perderse si uno se detiene, el poco tiempo disponible, etc... Lo que se ve y se siente allí supera todo lo imaginable. Como dice Fernando Sánchez Dragó en su extraordinaria novela "Gárgoris y Habidis" : "... En Benarés bebí directamente la vida de labios del sol naciente, toqué el veneno del ser, me asomé al firmamento..."